Sopa de dinosaurio contra calambres

Hueso expuesto en museo de Henan.

Algunos huesos son exhibidos en un museo de la provincia de Henan.

Lo habitantes de un pueblo en una provincia del centro de China han estado usando huesos de un dinosaurio con fines medicinales pensando que provenían de un dragón.

Durante décadas, campesinos del condado de Ruyang, en la provincia de Henan, han venido utilizando los huesos como remedios medicinales tras hervirlos en sopas o macerarlos para convertirlos como jarabe contra malestares como el mareo o los calambres.

También se transformaban en una pasta que, mezclada con otros ingredientes, se aplicaba directamente sobre heridas o fracturas.

La noticia trascendió luego de que se exhibieran algunos de los huesos en el Museo de Geología de Henan.

La gente creía que eran huesos de dragones que volaban en el cielo

Dong Zhiming, Academia China de las Ciencias

"La gente creía que eran huesos de dragones que volaban en el cielo", dijo Dong Zhiming, profesor de Paleontología de la Academia China de las Ciencias, a la agencia de noticias AP.

Los huesos se vendían en un mercado local a US$0,50 el kilogramo y según Zhang Xinliao, del museo de Henan, hubo quien logró acopiar hasta 8.000 kilogramos con propósitos comerciales.

El más pesado

De acuerdo con los expertos, los huesos pertenecen a un dinosaurio herbívoro que medía 18 metros de altura y era el más pesado de Asia.

Huesos de dinosaurio

Los campesinos han usado los "huesos de dragón" durante décadas.

El ejemplar vivió hace 85 ó 100 millones de años en el periodo Cretácico de la era Mesozoica.

Los científicos han estado excavando el yacimiento donde aparecieron los restos fósiles durante los dos últimos años.

Su intención es exhibir lo que queda de los huesos en el museo de Henan para finales de año.

Wu Guochang, ingeniero general del departamento de Recursos Terrestres de Henan, confirmó que los restos fósiles están bien preservados.

La agencia de noticias china Xinhua cita a Wu afirmando que los fósiles han sido evaluados por una treintena de científicos de China, Estados Unidos, Reino Unido, Alemania y Japón.

 

 

http://news.bbc.co.uk/hi/spanish/science/newsid_6278000/6278346.stm

Author: Lalo Márquez

Share This Post On