La NASA presenta nueva forma de buscar a e.t.

Tres equipos de investigadores de la NASA han descubierto un nuevo método que podría conducir al descubrimiento de vida más allá del Sistema Solar, según informa en su edición de este miércoles el rotativo inglés Daily Telegraph.

Los astrónomos han conseguido capturar luz suficiente de dos planetas extraterrestres como para analizar los detalles de su composición química. Sólo catorce de los 200 planetas detectados hasta el momento en los 20.000 millones de sistemas planetarios que se estima que hay en nuestra galaxia giran alrededor de una estrella, como es el caso de nuestra planeta, y, de éstos, sólo dos brillan lo suficiente para ser analizados según este nuevo método, que desvela los trazos de partículas y gases presentes en el espectro del planeta, como si se tratara de sus huellas digitales.Analizando estos detalles los investigadores pueden desgranar la composición de su atmósfera e incluso deducir la presencia de nubes o, incluso, de vida extraterrestre, si es que esta se presenta de forma reconocible.

Osiris

El primer equipo, liderado por Jeremy Richardson, del centro Goddard Space Flight de la NASA (Maryland, EEUU), describe este jueves en la revista Nature un nuevo método que podría conducirles al descubrimiento de vida extraterrestre más allá del Sistema Solar.

El planeta descubiertoe es el HD 209458b o Osiris, situado en la constelación de Pegaso. Con el telescopio Spitzer Space, los astrónomos han podido leer su espectro infrarojo y han encontrado pruebas provisionales que sugieren la presencia de sustancias químicas necesarias para que pueda haber vida, siempre basándose en la teoría de la formación de ésta en la Tierra. Además, Osiris gira alrededor de una estrella similar al Sol.

Entre estas sustancias químicas se encuentran una especie de hidrocarbonos que podrían haber contribuido a la formación de RNA, el material genético primario del ADN.

Aunque parece que no hay agua en Osirisis y en el que se registran temperaturas de 800ºC, lo que se considera demasiado caliente para que pueda haber vida, los tres equipos de la NASA han señalado que el descubrimiento es toda una hazaña en el camino hacia el descubrimiento de vida extraterrestre.

Las investigaciones sobre el Osiris se basan en un trabajo anterior realizado con el telescopio espacial Hubble que detectó sodio, hidrógeno y carbono de una luz de estrellas que pasó por el planeta llamado Osiris. A partir de ahí, los astrónomos descubrieron que es posible medir la composición química de planetas que orbitan fuera del Sistema Solar e ir, así, a la búsqueda de vida extraterrestre.

Caliente Júpiter

Por otra parte, los equipos liderados por Mark Swain y Carl Grillmair, respectivamente, del centro Spitzer Science de la NASA, han llegado a conclusiones similares analizando la luz del HD 189733b o Caliente Júpiter, así llamado porque es un gigante de gas bastante similar al planeta homónimo del Sistema Solar pero que orbita mucho más cerca de su estrella, casi 10 veces más cerca que la distancia entre Mercurio y el Sol. Caliente Júpiter parece contener polvo de silicato en altitudes elevadas.

"En cierto modo, estamos empezando a husmear el aire de vida extraterrestre", dijo David Charbonneau, del centro de astrofísica Harvard-Smithsonian. "Lo que encontramos nos sorprendió, o, mejor dicho, lo que no encontramos nos sobrecogió".

Fuente:

http://www.diarioadn.com/sociedad/detail.php?id=23287

Author: José Luis Aguilar

José Luis Aguilar es uno de nuestros más importantes colaboradores de noticias científicas y paranormales.

Share This Post On