El oso polar está en peligro

Por primera vez EEUU reconoce que estos animales están amenazados por el cambio climático; muchos se ahogaron nadando grandes distancias.ANCHORAGE, Alaska.- Los osos polares, cuyo hábitat ártico de hielo se está derritiendo, necesitan nuevas medidas de protección, según reconocieron responsables del gobierno estadounidense, en una decisión que ha generado dudas sobre la postura del presidente frente al calentamiento global.

El Servicio Federal de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos propuso que los osos sean incluidos en el acta de especies en peligro de extinción.

Esa inclusión obligaría a los organismos gubernamentales a no dar pasos que pongan en peligro la existencia del animal.

Y podría presionar al gobierno a considerar medidas más estrictas para limpiar el aire, dado que la mayoría de los científicos consideran que las emisiones de dióxido de carbono provocan el calentamiento global.

Negativa de Bush
Funcionarios del gobierno de Bush, sin embargo, indicaron que no habría más recortes en las exploraciones petroleras en Alaska o límites a las emisiones de gases de efecto invernadero.

La propuesta, alcanzada en un acuerdo con grupos ecologistas que habían demandado a la administración Bush por supuestamente fallar en proteger a los osos, significa que se tiene que tomar una decisión en un período de 12 meses de estudio.

“Estamos haciendo esta propuesta porque la revisión científica de las especies del Servicio Federal de Pesca y Vida Silvestre halló que las poblaciones pueden estar amenazadas por la reducción del hielo del mar”, dijo el secretario Interior Dirk Kempthorne en una rueda de prensa telefónica.

“Los osos polares usan el mar como plataforma para muchas actividades esenciales para su ciclo vital, incluyendo la caza de su principal presa, la foca del Artico”, agregó.

Sin embargo, Kempthorne dijo que la lista de especies en peligro no podía usarse para introducir nuevos límites en las emisiones de gases de efecto invernadero.

Otro responsable del gobierno de Bush absolvió a la industria del petróleo en Alaska de cualquier culpa por los infortunios de los osos polares.

La capa de hielo del Artico en los últimos años es la más baja registrada hasta ahora y los estudios hallaron que los osos polares son más pequeños y sufren de falta de comida.

Algunos se ahogaron nadando grandes distancias entre capas de hielo y cada vez sobreviven menos crías en los primeros meses de vida, según muestran los estudios del gobierno.

Científicos internacionales han previsto que a menos que se frene el calentamiento global, los osos polares se extinguirán a finales del siglo. El número de osos está entre 20.000 y 25.000 en todo el mundo, y aproximadamente 4.700 viven en Alaska y en las aguas aledañas. (Reuters)

Author: Lalo Márquez

Share This Post On