El turismo espacial, viento en popa

Washington, 13 de julio, RIA Novosti. La empresa norteamericana Bigelow Aerospace, que se ha propuesto la meta ambiciosa de construir un hotel en la órbita espacial, está muy contenta con la labor realizada por su contraparte rusa, la cual ha ;; lanzado al espacio el módulo Génesis con la ayuda del cohete propulsor RS-20 Voyevoda.

‘Estamos muy contentos con el trabajo realizado por el RS-20 y el equipo encargado del lanzamiento. Hemos tenido una comunicación muy fluida y muy puntual… Es la mejor cooperación que uno puede imaginar’ – reconoce Eric Haakonstad, responsable de este proyecto en Bigelow Aerospace.

El primer lanzamiento ha sido un éxito y el siguiente tendrá lugar dentro de seis meses. Bigelow Aerospace se encuentra ahora en la fase inicial del proyecto, durante la cual se contempla lanzar al espacio con periodicidad semestral los llamados módulos de demostración. El hotel espacial podría acoger a los primeros turistas en cincos años, período que la empresa cree suficiente para desarrollar la infraestructura necesaria, acumular la experiencia y generar nuevas tecnologías.

El precio del ‘tour espacial’ todavía se mantiene en secreto porque el plan de negocio está en proceso del desarrollo pero es obvio que la ecuación incluirá el coste de las naves espaciales y de los lanzamientos. El importe definitivo será anunciado cuando en la órbita esté listo todo para la recepción de los turistas.

De momento, Bigelow Aerospace se declara dispuesta a enviar al espacio extraterrestre – a partir del otoño próximo – las fotos y los efectos personales de cualquier persona que acepte pagar US$295 por pieza.

La cápsula Génesis, de cuatro metros de largo y con un diámetro de 120 centímetros, es el prototipo del futuro módulo habitable, Nautilos, equiparable en dimensiones a una casa pequeña.

El Nautilos tendrá un espacio de 330 metros cúbicos, frente a los 425 metros cúbicos que ofrece actualmente la Estación Espacial Internacional (ISS).

El propietario de la empresa y principal arquitecto del programa, Robert Bigelow, pretende invertir en la creación del primer hotel extraterrestre un total de US$500 millones, de los cuales ha gastado US$75 millones ya.

Fuente:

http://sp.rian.ru/onlinenews/20060713/51292114.html

Author: José Luis Aguilar

José Luis Aguilar es uno de nuestros más importantes colaboradores de noticias científicas y paranormales.

Share This Post On