El Jesús histórico: ¿Cristo nació en el 4 a.c.?

Tengo 63 años: espero que la vida dure más que el juego esotérico de la oca. Soy rector de la Universidad Católica de Lyon y dedico mi vida al estudio de las Escrituras y las fuentes históricas sobre Jesús. Soy cristiano, pero no creo que mi fe se beneficie de mi ignorancia. Soy de centroizquierda. Algunos cristianos todavía temen a su inteligencia.- ¿El Niño Jesús nació un 25 de diciembre en Belén?

– Pues lo cierto es que nadie sabe cuándo ni dónde nació el Jesús histórico. No existen fuentes neutras incontestables que, con rigor de método histórico, atestigüen el lugar ni el día.

– ¿Por qué celebramos el 25 y en Belén?

– Hay una posibilidad entre 365 de que fuera el 25 de diciembre. Eso sí que es seguro.

– ¿Y lo de que María y José iban camino de su pueblo para censarse?

– Es un dato que no casa con las evidencias históricas con que contamos. No es cierto.

– ¿Entonces?

– Pudo ser en Belén o en Nazaret. Lo que sucede es que si se situaba en Belén, el nacimiento de Jesús se entroncaba con el linaje de David y se cumplían las profecías, puesto que Belén era la ciudad de David.

– Ya.

– En cuanto al año, veamos: para empezar, digamos que sólo se databa con precisión el nacimiento de los hijos de los notables. Las gentes del pueblo no sabían qué día ni qué año exacto habían nacido, y Jesús, tampoco.

– ¿No aparece su edad en ningún sitio?

– En el Evangelio de Lucas se afirma que cuando empezó a predicar tenía 30 años.

– ¿Y no murió a los 33?

– Es seguro que Jesús nació bajo el reinado de Herodes, quien murió el año 4 antes de Cristo, así que, en realidad, yo creo que Jesús tenía 35 años cuando fue crucificado.

– ¿Y por qué siempre se dice que 33?

– Para los antiguos era la edad de la plenitud humana. A los 33 murió Alejandro Magno, modelo de virtudes del príncipe. De modo natural se le atribuyó a Jesucristo.

– ¿Pero en qué año nació Jesús?

– Occidente empezó muy tarde, entre los siglos VI y VII d. C., a contar los años desde el nacimiento de Jesús. El año adoptado para iniciar la era cristiana fue el 1 de enero del año 754 de la fundación de Roma. Herodes murió en el 750 de la era romana, así que deduzco que Jesús nació el año 5 o 6 antes de Cristo.

– ¿Del Jesús histórico al de las Escrituras media un gran trecho?

– Lo que llama la atención al historiador es el contraste entre la falta de fuentes históricas no cristianas y el enorme impacto del cristianismo en la historia de la humanidad.

– ¿Cuáles son esas fuentes no cristianas?

– Sólo cuatro. Tácito, Suetonio y Plinio el Joven le dedican apenas unas líneas de sus grandes obras. Además de breves, las citas son muy negativas. Tácito tacha el cristianismo de “superstición nueva y peligrosa”.

– No es mucho.

– El judío Flavio José hace una referencia algo más extensa, pero creo que esta parte de sus crónicas fue reescrita por autores cristianos. Así que no es una fuente muy fiable.

– En conjunto es casi nada.

– Lo único que explicaría la difusión del cristianismo es que un grupo de fieles creyó que Jesús había resucitado. Usted puede no creer que resucitó, pero lo que sí es historia es que muchos le creyeron resucitado.

– ¿Hay testimonios neutrales de los hechos?

– Ningún no cristiano los presencia. Por eso, para los historiadores Jesús fue irrelevante. Sin sus fieles, Jesucristo sólo es un agitador judío más de los que proliferaron.

– ¿Cuánta historia hay en los Evangelios?

– Son siempre mezcla de historia y fe.

– Deme ejemplos de lo que es pura fe.

– El andar sobre las aguas del lago Tiberíades responde a algo que sucedió, pero está claro que el dominio de las aguas era un atributo divino que fue adjudicado a Jesús.

– ¿Y el resto?

– Contestarle requeriría varios libros. Digamos que los episodios de curación están a menudo hermoseados por los evangelistas, aunque sabemos con rigor que Jesús curaba.

– ¿Qué hay de cierto y nuevo sobre Jesús?

– A la Iglesia le interesó distanciarlo e incluso enfrentarlo a la tradición judía, pero hoy sabemos que el Jesús histórico era más judío de lo que pensábamos y que seguía la tradición teológica del fariseísmo de su época.

– ¿En qué sentido?

– Citemos a dos precursores fariseos: Shammai y Hillel. Shammai era muy riguroso, pero Hillel era abierto, flexible y comprensivo en su interpretación del judaísmo y más cercano al pueblo. Jesús era próximo a Hillel.

– ¿Conoció el Jesús histórico el amor por una mujer?

– Sólo sabemos que la María Magdalena de la tradición posterior es un personaje elaborado a partir de tres Marías históricas.

– ¿Tres en una?

– Sí: María de Magdala, que había sido prostituta y sigue a Jesús como discípula; María de Betania, hermana de Lázaro, familia amiga de Jesús, y una pescadora anónima citada en Lucas y que tuvo relación con el Jesús histórico. La tradición las mezcla y los Evangelios apócrifos insinúan cierta intimidad de Jesús con esa Magdalena trina.

– ¿El Judas histórico era tan miserable?

– En las Escrituras es la avaricia lo que motiva su traición, pero el Judas real fue probablemente un seguidor desengañado porque el maestro no lideraba la revuelta contra Roma.

– ¿Fue Judas un independentista iracundo?

– Sí. Porque Jesús no se enfrentó a Roma directamente, incluso curó al esclavo de un romano, por eso algunos grandes sacerdotes de Jerusalén acaban, también, delatándolo.

– ¿Y tanto asusta Jesús a los romanos?

– Su entrada triunfal con los ramos y la expulsión de los mercaderes del templo inquietan a los sacerdotes y al gobernador romano, quien, al ejecutarlo, cree eliminar a uno de los cabecillas de la revuelta samaritana contra Roma. Ésa es la esencia de la historia.

Fuente:

http://www.lavanguardia.es/web/20051223/51210518352.html

Author: Lalo Márquez

Share This Post On