Por $99 Dólares tú también podrías ver un fantasma

CHAPEL HILL — William Jacocks se desplaza muy bien para ser un tipo muerto. O al menos esa es la premisa que atrae a un grupo de cazadores de fantasmas a la histórica posada Carolina Inn, localizada en el campus UNC-Chapel Hill. Están invitando a cualquiera con $99 dólares y siete horas libres a tomar parte en una investigación paranormal hoy Sábado.Utilizando aparatos que algunos creen que detectan fantasmas, el grupo dice que probablemente encontrarán a Jacocks, un médico quien vivió en la posada por 17 años precediendo a su muerte en 1965. Se dice que había sido un bromista en su vida mortal y algunos trabajadores actuales de la posada creen que deja fuera de su habitación a quienes se hospedan en el cuarto 252, su antigua residencia.

El cazafantasmas líder, Christopher Moon, dijo incluso que probablemente grabe al fantasma de Jacocks respondiendo las preguntas del grupo.

“Escucharán una voz humana respondernos directamente”, dijo Moon, dueño de la revista Haunted Times en Colorado, refiriéndose a escuchar la cinta después de la grabación.

Moon, quien dice investigar lo paranormal desde hace unos 20 años, lleva a cabo visitas casi semanalmente a sitios históricos nacionales que dicen estar habitados por fantasmas. Hasta el momento de esta noticia se habían apuntado 30 personas y el cupo límite es de 50, dijo Margaret Skinner, directora de relaciones públicas de la posada.

Intrigados por la historia de Jacocks, un grupo llamado Haunted North Carolina Paranormal Research and Investigations llegó a la posada en el 2002 y afirmaron haber escuchado ruidos y voces. Una mujer que se dijo psíquica fotografió “orbs de luz” en el hotel, dijo Skinner.

El Carolina Inn es uno de los 10 principales hoteles “embrujados” de América según la lista de About.com. De acuerdo a Skinner, la leyenda de Jacocks no ha dañado el negocio de la posada.

“Después de escuchar que está encantada, la gente de hecho quieren quedarse en el cuarto”, dijo Skinner, quien añadió que nadie realmente ha afirmado haber visto alguna aparición de Jacocks. Los reportes de las puertas cerradas misteriosas del cuarto 252 ocurren solo una vez cada varios años.

Los tours caza-fantasmas son considerados como falsos por muchos científicos. Las fotografías de orbs y los sonidos en la noche son frecuentemente explicables, pero los “cazafantasmas” prefieren atribuirlos a espíritus, dijo Joe Nickell, un investigador líder del Committee for the Scientific Investigation of Claims of the Paranormal (CSICOP) con base en Nueva York.

“Compran equipo en Radio Shack, las agujas se mueven, y de pronto ya es una evidencia más científica de un fantasma”, dijo Nickell. “No, no, no, son solo más disparates.”

Por Patrick Winn
Fuente: http://newsobserver.com/news/story/2569580p-9004323c.html

Author: Lalo Márquez

Share This Post On