Carl Sagan a 8 años de su muerte

El astrónomo y astrofísico Carl Edward Sagan, asesor de la NASA durante 30 años en proyectos de exploración planetaria, falleció el 20 de diciembre de 1996, a causa de los estragos de una mielodisplasia que le aquejó durante largo tiempo.Sagan, famoso por sus contribuciones en el campo de la Astronomía y la Física, sus “best sellers” sobre ensayos coentíficos y ciencia ficción, así como por la serie televisiva “cosmos”, nació el 9 de noviembre de 1934, en Brooklyn, Nueva York.
Hijo de un inmigrante de origen ruso, desde niño mostró una clara inclinación hacia la ciencia y tras terminar sus estudios de secundaria en Nueva York, se trasladó a Chicago para ingresar en la universidad local, donde se graduó en Física, en 1955.

Poco después, mientras preparaba su doctorado, inició su colaboración como asesor de la NASA, labor que desempeñó durante 30 años, a lo largo de los cuales participó en los programas de exploración planetaria Mariner, Pioneer, Voyager y Galileo.

En 1960 obtuvo su doctorado en Astronomía y Astrofísica y un año después dio a conocer los resultados de su primer gran investigación como científico “Atmospheres of Mars and Venus”, donde sugiere que el efecto invernadero en Venus es la causa de sus altas temperaturas y que este fenómeno podría repetirse en la Tierra.

En 1968 se trasladó a Nueva York, donde es nombrado director del Laboratorio de Ciencias Espaciales, de la Universidad de Cornell, cargo que, junto con sus clases, ocupa el resto de su vida.

En ese mismo año es nombrado redactor jefe de la revista “Icarus”, la principal publicación especializada en estudio sobre el sistema solar y participa en el porgrama de preparación de astronautas.

En 1971, la NASA aceptó la propuesta de Sagan de incluir en la nave exploradora Pioneer 10, hecha para proporcionar datos sobre el sistema solar, una placa diseñada por él, en colaboración con Frank Drake, para mandar un mensaje del tipo “Hola, estamos aquí”, a una posible civilización extraterrestre que lo encontrará.

En 1972 publicó “UFO”s: A scientific debate”, escrito en colaboración con Thornton Page, en el que Sagan trata el tema de los OVNIS desde un punto de vista científico, descartando que su origen se deba a civilizaciones estraterrestres que visiten la Tierra

Publicó “La conexión cósomica”, libro sobre el sistema solar, su exploración y la especulación sobre posible vida extraterrestre. fue director del Centro de Radiofísica e Investigación Espacial de la Universidad Cornel y director de la División de Ciencias Planetarias de la Sociedad Astronómica Americana.

Colaboró con el Programa de la Sonda Espacial Viking, que aterriza en Marte, realizando in situ análisis del suelo y tomando unas espectaculares fotografías a su alrededor.

En 1977 se publicó su libro “Los dragones del Edn”, un ensayo sobre la evolución del cerebro humano y la inteligencia. Fue el libro más alejado de su especialidad que escribió, y con el ganó un premio Pulitzer.

Ese mismo año presidió el grupo de estudios de la NASA sobre inteligencia artificial y robótica, y le invitan a crear una comisión para seleccionar el contenido del disco que llevaría cada uno de los vehículos espaciales Voyager I y II, destinados a salir del sistema solar, orientado a posibles civilizaciones extraterrestres.

En el disco de los Voyager figurarían saludos en 60 idiomas y sonidos, fotografías de la Tierra, e incluso ondas cerebrales de pensamientos de Ann Druyan, con quien estuvo casado hasta su muerte.
Sagan creó y presentó la serie televisiva “Cosmos”, cuyos capítulos pasaron a formar parte del libro del mismo nombre, y más tarde se convirtió en una famosa serie televisiva, apareciada en 60 países.

La publicación de “Cosmos” estuvo 70 semanas como best seller en “The New York Times”, y se convirtió en el libro de ciencias más vendido del siglo XX.

En su honor, en 1982 el asteroide “número 2709″ es nombrado “Sagan”.

En 1985 publicó su única novela de ciencia ficción, “Contacto”, que trata sobre cómo sería el primer contacto de la humanidad con una civilización tecnológicamente avanzada extraterrestre.

En 1994 le detectaron mielodisplasia, una enfermedad desconocida hasta entonces, que le fue controlada por un tiempo, lapso en el que finalizó varias investigaciones, entre ellas el libro “El mundo y su demonio”, y comenzó a coproducir a lado de su mujer, la película “Contact: The movie”, basada en su novela.

En 1997 “Contact” fue llevada al cine y se publicó su obra póstuma “Billions and billions”, una serie de ensayos sobre diveros temas, tanto científicos como de carácter general que escribió en la última etapa de su vida.

Sagan falleció en 1996, en Seattle, Estados Unidos, y dejó a su esposa y cinco hijos.

Fuente: http://www.elimparcial.com/edicionenlinea/notas/Entretenimiento/20041219/99051.asp

Author: Lalo Márquez

Share This Post On